Coahuila- Saltillo

- Saltillo

Se exceden policías estatales contra mujer

Testigos presenciales confirmaron que elementos de la Policía Estatal de Coahuila hicieron uso indebido de la fuerza contra Susana Rita Enríquez de la Garza, una mujer de la tercer edad, quien fue jaloneada, pateada, gaseada y detenida por varios uniformados.

Por:   César Gaytán Martínez

miércoles, 04 de diciembre del 2013

  • Foto: Tomada del video
Saltillo.- Por estacionarse en lugar exclusivo y presuntamente insultar a personal de una dependencia pública, una mujer fue sometida con uso excesivo de la fuerza pública.

Testigos presenciales confirmaron que elementos de la Policía Estatal de Coahuila hicieron uso indebido de la fuerza contra Susana Rita Enríquez de la Garza, una mujer de la tercer edad, quien fue jaloneada, pateada, gaseada y detenida por varios uniformados.

De acuerdo con el acta oficial de los hechos, a las 09:45 horas la mujer habría ingresado al estacionamiento aledaño al edificio ubicado al sur de la ciudad, aunque el guardia le explicó que los cajones estaban asignados a trabajadores de Gobierno. Ella argumentó que el lugar también era suyo, ya que se pagaba con sus impuestos.

El guardia informó de lo sucedido a su superiora, quien pidió hablar directamente con la agredida.

"Cuando viene a hablar conmigo, dice: `qué bueno que me recibe porque no me voy a salir del estacionamiento", explicó la funcionaria. A ello, argumentó que en dado caso no la podría atender, ya que habría quejas e indisciplina en el estacionamiento.

Ante tal respuesta, Enríquez de la Garza le habría arrojado un expediente laboral al rostro, afirma la entrevistada.
Por ese comportamiento fue que se solicitó la intervención de la Policía Estatal.

Empleados y externos sostienen que mientras la mujer se encontraba en espera de ser atendida, un oficial la tomó por la espalda y la llevó hasta el estacionamiento hacia la unidad 1264 donde intentó subirla sin éxito.

"Yo estaba a un lado cuando pasó todo. Llegó un policía y la sacó arrastrando. Les decíamos que al menos explicaran el motivo, pero forcejearon tanto con ella los hombres policías, la jalonearon del pelo fuertísimo", expresó Susana Patricia Solís Valadez.

Al no lograr someterla, el agente pidió refuerzos, por lo que más de 10 activos arribaron al lugar. Lo ocurrido fue grabado por varias personas en dispositivos móviles, mientras que los mismos policías les pedían que no lo hicieran y se alejaran.

La patrulla en la que viajaban los uniformados es la número 13-154.

Para no dejarse esposar, Enríquez de la Garza se metió abajo de la camioneta y se tomó de los fierros, mientras dos oficiales mujeres, una rubia y otra de complexión normal más un varón, la jalaban de los pies y le propinaban patadas, de acuerdo con Claudia Aidé Hernández Dávila.

"La estiraron de los pies, le quitaron los zapatos, el pantalón se lo bajaron hasta medias pompis", agregó. "Como no podían sacarla, la gasearon y con eso la esposaron y se la llevaron".

Testigos comentaron que la mujer fue traslada con moretones y ensangrentada. Fuentes oficiales señalaron que luego de ser puesta a disposición del Ministerio Público, se le haría en dictamen médico a la mujer, que después sería puesta en libertad.