Suplementos- Semanario

- Semanario

La santería al servicio del poder

Este año, dicen hechiceros de la localidad, la política no sólo se va a jugar en las urnas, será también a base de veladoras, amarres y protecciones. El desfi le de funcionarios en busca de poder parece ser una tradición en Coahuila, aquí las narraciones de una oscura fe

Por:  

lunes, 31 de enero del 2011

  • Fotos: Vanguardia/ Miguel Sierra
La cita es un cuarto a media luz, oloroso a yerbas y ramas de pirul y custodiado por un altar en el que las flamas temblorosas de varias veladoras develan en la oscuridad el rostro descarnado de la Muerte.

Atrás de la única ventana de la pieza se ve un patio exterior atiborrado de gente, hombres y mujeres que esperan turno de pie o sentados en bancas de madera, impacientes por averiguar su suerte.
"¡Sí, ya vinieron"!, dice la bruja casi en secreto y con voz pastosa.

- ¿Quiénes?

- Este... este... un güerio, un güerito...

- Anoche vino a verme y me dejó muy encargado todo su trabajo. Va a estar aquí la otra semana porque ya se vinieron los trancazos fuertes y hay que estar muy atentos para que todo salga bien.

- ¿Usted qué le dijo?

- Yo ya le ofrecí que vamos a lograrlo, y que vamos a llegar a la cúspide, porque él me prometió una muy buena cantidad y pos... un regalito especial aparte.

- ¿Quién es el él?

- Este güerito no es de aquí, eso sí le digo, es de Coahuila, pero no es de Saltillo, ése es el que me visita.

- ¿Y ya han venido otros?

- Ah claro que sí, aquí conmigo vienen dos que tres personas de la política muy importantes, me he ganado fama entre ellos.

- ¿Para qué?

- Vienen porque quieren otros puestos o porque quieren conservar el suyo.

- ¿En serio?

- No tiene usté por qué dudar, es cierto. La hechicera confiesa sigilosa que es común que en tiempos de elecciones, y aun durante los gobiernos, se acerquen con ella personajes de la esfera política para pedir a los espíritus buena fortuna y protección contra sus enemigos.

- No me lo crea, pero a mí me han ocupado para ir a aventarle sal a sus contrincantes.

- ¿A usted?

- Yo les he ido a aventar Sal de Siete Cantinas, tierra de panteón, Sal Negra y orines de ellos que preparo y se los aviento con Aceite Negro Destructor.

- ¿A dónde?

- A las casas, a los negocios u oficinas y hasta a los carros de sus contrincantes.

- ¿Cómo se hace este hechizo?

- Hay que conseguir Aceite Negro Destructor y ponerle Sal Negra, Polvos del Destierro, Polvos del Retiro, Pimienta Negra y Asafétida, que es un químico que antes se usaba para sacar uñas encarnadas, pero que ahora se usa para fermentar y darle más potencia a este tipo de "trabajos".

- ¿Son efectivos?

- Ya ve que hay gente que no espera, gente muy descuidada que en la mañana ni siquiera se anda persignando ni andan tirando una tinita de agua en la puerta, lo pisan y de ahí ya les viene toda la desgracia, una tras otra, una tras otra, una tras otra. Es cuando dicen `ya te cayó la sal'.



La mayoría de sus clientes políticos suelen venir por la noche y estacionar sus vehículos de lujo lejos de la casa de esta "curandera", para evitar ser vistos o reconocidos por la gente.

"Antes me hablan por teléfono para esperarlos,ya que no haya gente, que nadie los vea, porque ellos se cuidan mucho, no debe nadie hablar de ellos", cuenta. Apenas la penumbra deja ver las líneas de su cara. En la pieza el frío cala como filosos cuchillos.

La bruja agrega que, contrario a lo que piensa la gente, los políticos coahuilenses son visitantes frecuentes de santeros, adivinos, clarividentes, brujos, curanderos y parapsicólogos, que les ayuden a conseguir y perpetuarse en el poder.

"El 90 por ciento de los políticos acuden a la brujería. Hay gentes que van al sur, van a Oaxaca, van a Veracruz, a Catemaco, a que les hagan sus 'trabajos`. Hay gentes que como la rana, 'no me echen al agua`, y con la pata adentro. Por acá 'ay no, yo no`, y esos son los que más".

- ¿Por qué?

- La política es muy cansada, no cansada por esfuerzo físico, sino por esfuerzo mental, por las malas vibras que la demás gente te transmite.

- ¿Cómo hace usted para alejar a esas malas vibras de los políticos?

- Les digo 'tráeme una fotografía de la persona que te está molestando`, que les pone barreras en su trabajo, en su carrera.

- ¿Y qué hace con ellas?

- Les pongo alfileres en la boca, en las orejas para que dejen de estar molestando. Los pongo al revés y arriba les pongo veladoras. Ya si no, hay que irlos a enterrar al panteón. Se meten las fotos en frascos, con éter, con yodo, con cera de Campeche... - ¿Y qué más?

- Les hago limpias, les pido los nombres de las personas que no los dejan, que les están estorbando, en una palabra. Ellos me dan los nombres y yo los pongo en velación, les pongo Veladoras Dominadoras, Tapaboca, Abrecamino y a rezarles todas las noches, chiquito. Es un trabajo que se lleva meses y al final de cuentas te viene la paga, cuando vienen con la sonrisota a decirte que muchas gracias, y que todo fue muy bien y aparte pues... te hacen tus regalitos. - ¿Pagan bien?

- Me han regalado dinero. Eso sí, son muy espléndidos, 40, 50 mil pesos. Ellos no se miden, lo que uno les pide eso es...

Así lo asegura un brujo devoto de la Santa Muerte que despacha en una choza perdida de la colonia Tierra y libertad y que por la calidad de sus "trabajos", se ufana de haber recibido de sus amigos políticos regalos caros."Yo no cobro, ellos generosamente me hacen un regalo. Me han regalado seis o siete carros, esta televisión me la regalaron, esta quinsáis es regalada, cámaras, celulares, no falta. Me han regalado joyas, alhajitas, bastantísimas cosas. No hayan de qué forma agradecer".

- ¿Tanto así?

- Usted sabe que en el amor y en la política todo se vale y hay gentes que por dinero son capaces de hacer lo que sea y, más que nada, por perjudicar a otros.

- ¿Hasta que grado?

- Matarlos o volverlos locos, o de una vez que desistan y que se quiten de enmedio, que les dejen el campo libre.

Luego la mujer detalla un hecho suscitado en la casa de la ex - delegada de Comunicaciones y Transportes en Coahuila, Alejandrina Martínez Macías, asesinada en abril del año pasado.

"Sé que los ministeriales encontraron en la casa de esta señora algunos objetos extraños, que había una vasija muy rara, hecha de talavera y que tenía cuatro cadenas, y en los extremos de las cadenas cuatro jarritos. Alrededor de la vasija había sal y debajo un papel con los nombres de sus enemigos. Eran cuatro".

- ¿Gente conocida, de aquí?

- Sí, que lo más probable es que la estaban molestando...". Explica que en pleno siglo XXl no son pocos los políticos que tienen la devoción de cargar amuletos, fotografías y papeles con los nombres de sus adversarios, detrás de sus trajes de casimir y debajo de sus camisas de seda.

"Amuletos, ya sea el del Tetragramaton Talismán, que es el espíritu bienhechor o los clásicos, los rojitos, el saquito rojo que es el que atrae la buena vibra y retira las envidias. Este lleva colorines, marías, ajo macho, semilla de helecho macho, Cruz de Caravaca, medallita de San Ignacio de Loyola, piedra imán para atraer todo lo bueno y rechazar todo lo malo y tres moneditas.

"Se le pone un poquito de oro y de plata. Éste es, como quien dice, el amuleto universal. Hay que hacerlo siempre en luna llena, velarlo, ponerlo a serenar y de ahí cruzarlo en la mano de la persona que lo va a utilizar y no debe ser tocado por nadie, más que por él".

 


La pitonisa asegura haber atendido casos de personas pertenecientes a la élite política que han sido víctimas de "trabajos" oscuros o de magia negra.

- Han venido enfermos de males desconocidos, ya han recorrido varios médicos y no les encuentran nada, todos sus análisis limpios, hasta que los mismos doctores les recomiendan: `vaya con una señora que lo cure, porque usted no está bien'.

- ¿Cómo llegan?

- Bien bloqueados, llenos de energía negativa, se andan cayendo solos, se les olvidan las cosas, tienen un cansancio crónico y todo les va mal. A la hora de algún discurso, de algo importante se sienten demasiado cansados y ahí paró.

- ¿Cómo los ayuda?

- Con barridas de pirul macho, huevos de gallina negra y chiles mulatos, albácar fresco y esencias, lociones para limpias, por ejemplo aguas floridas, loción abrecaminos y, más que nada, tenerlos en velación siempre, protegerlos, que no les hagan daño y que no hablen mal de ellos, que toda la gente acepte lo que ellos están diciendo.

Un conocido curandero de la colonia Guayulera, que presume haber asistido a la misma escuela que el astrólogo Walter Mercado en San José California, comenta sobre un político de la Narro al que una mujer le practicó un embrujo para que perdiera la memoria y el movimiento del cuerpo.

"No podía hablar, hablaba muy mocho, no se podía concentrar, no podía nada, adormecido todo el cuerpo.

Se le dieron baños para limpiar su aura, tuvo cambio, se fue contento, satisfecho".

Los políticos desde diputados, hasta el alcaldes o gobernadores, usan, por raro que parezca, lociones milagrosas, palabras cabalísticas y toda suerte de secretos, debajo de la lengua.

"Pasan y dejan los olorazos a perfumes, a lociones preparadas. Siempre el perfume es bueno para las personas que están relacionadas con mucha gente.

Hay oraciones o palabras cabalísticas para decirse antes de entrar a algún discurso o emprender alguna campaña".

- ¿Como cuáles?

- Si van a entrar a algún lugar y se topan con alguien que está muy enojado pueden decir, viendo fijamente a los ojos o a la frente de la persona con la que se van a entrevistar: Eje Schowa Asrem, que quiere decir 'espíritu bienhechor, ¡protégeme!`.

- ¿Qué otros secretos existen?

- Hay uno muy bueno, que consiste en que ellos se pongan siete pimientas debajo de la legua antes de llegar a un lugar, para que no les digan que no, para que no les nieguen el apoyo.

La entrevista se interrumpe de pronto cuando a la bruja le avisan por celular que está por llegar un cliente importante.

 

 

Días atrás la santera tomó entre sus manos rubicundas las tres velas verdes, las ató con un listón del mismo color y las prendió con un cerillo. Colocó la ofrenda sobre la mesa frente a su altar y esperó.

A los pocos segundos la vela del centro se apagó, la mujer supo entonces que Humberto Moreira no llegaría a la grande.

- Yo siempre se los dije, que no iba a ser para la grande, no gana la grande, todavía no está para la grande y mira, el tiempo me dio la razón.

- Todavía no está para la grande, ¿cómo?

- No, ya ve lo que le pasó a la política que anda allá por la capital y que se le ocurrió pedir antes de tiempo.

Se tiene que pedir cuando te lo está marcando el santero, el babalao o la santera, ¿no? A esta persona se le ocurrió pedir antes de tiempo y tuvo una pérdida en su familia.

- ¿Qué pidió?

- El poder.

 

La santera se refiere al caso de la líder magisterial Elba Esther Gordillo, narrado en el libro "Los Brujos del Poder", del reportero José Gil Olmos, y en el que se revela cómo después de haber participado en un ritual en Africa, donde un brujo realizó el sacrificio de un león para aumentar el poder de Elba Esther sobre sus enemigos, la maestra tuvo que pagar su ambición con la vida de Francisco Fujiwara Montelongo, su nieto preferido.

La santera cuenta que hace dos años realizó la ceremonia de las velas ante los ojos de una persona "muy cercana" al entonces gobernador Moreira, que vino con ella para consultar a los santos.

- ¿Este señor ha estado sentado aquí o manda gente?

- Viene gente muy cercana a ellos, yo no sé si por conveniencia, a pedir que esté muy bien y que la persona que viene esté muy bien con ellos, que tenga mucha química con ellos.

- ¿Quiénes han venido?

- No me está permitido decirlo.

Socorro Pargas, cartomanciana y matriarca de una familia famosa en la colonia Guayulera, platica de un diputado prista "muy joven", que hace tiempo la visitaba, cuando menos una vez a la semana, para que le echara la baraja.

"Quería saber si no lo iban a tumbar, si cuando saliera le iban a dar otro hueso, 'sí - le dije - ta van a dar hueso`. Le dije muchas cosas y todo le salió cierto. Le dije que se iba a hallar a una muchacha muy guapa, muy bonita y 'te vas a casar con ella`, y sí, se casó.

Después le dije, 'pero al poco tiempo te vas a dejar de ella`. "Un día vino y dice 'fíjese que ya me divorcié`.

Después de separado las cartas le dijeron que se iba a volver a casar, pero que la mujer iba a estar más fea, pos sí estuvo fea, y con esa está ,'vaya mugrero` le dije".

La entrevista transcurre en la sala de la casa de la santera, escondida en algún callejón del centro y que tiene, por mejor seña, una Lobo negra estacionada a la puerta.

Durante el proceso para elegir Gobernador en 2005, las velas de esta santera pronosticaron el triunfo del PRI y la caída del otro candidato.

"No sé si te acuerdas de los candados que le pusieron a un candidato de Coahuila. Vinieron a preguntar que si iba a llegar a ser él, les dije 'él no va a ser Gobernador'".

- ¿Hay recetas para ganar una elección?

- Claro que hay y muy buenas.

- ¿Cómo se hacen?

- Te puedo decir que mis santos nunca me han quedado mal ni me han hecho quedar mal.

- ¿Quiénes son sus santos?

- Eleguá, Changó, mi madre Yemayá, Oshun, Obatalá, dueña de los cementerios y de los hospitales, de las cabezas, que es lo que ocupan todos los políticos ahorita, la cabeza, porque andan medio locos.

- ¿Qué tipo de "trabajos" se preparan?

- Mi mayor herramienta son los cocos, las plantas, los huevos, el agua florida, la cascarilla, inciensos, animales y lo que te puedo decir es que tengas una tortuga en tu casa para que ande ahí rondando y le quite todo lo que le tenga que quitar, para que no te estorben en tu camino y que salgas adelante.

- ¿Qué es lo que piden los políticos?

- Puro trabajo y salud y si hay alguien que lo quiere hacer tropezar 'quítamelo`, aunque te voy a decir que no me voy a fregar a alguien porque tú estés bien.

La santera dice que en el últimos años ha tenido noticia de que encumbrados políticos coahuilenses han viajado al extranjero para pedir consejo, a los altos mandos de la santería.

En las colonias y los barrios viejos de la ciudad la gente la conoce como la bruja de cabecera de los políticos y su fama, por "trabajar" con funcionarios de alto nivel, es tanta que no hay, aun en las calles más bravas, quien no hable de ella.

- Pero no diga mi nombre.

- ¿Por qué?

- No quiero que me vayan a perjudicar. ¿Ve esos niños chiquitos que juegan afuera? - Sí.

- Son míos.

Sentada bajo el porche de su casa, una de esas noches heladas, presume, como una de sus grandes hazañas, el haber fabricado "una preparación" para que uno de sus clientes se convirtiera en el Gobernador de Coahuila.

Antes le hizo un amuleto para la buena suerte y lo encomendó a su abuelo muerto, a la Santa Muerte y al espíritu de Nicanor Ochoa, el llamado "brujo que cura y mata las 24 horas".

Esta mujer morena, gruesa y de cabello desaliñado, cuenta que es originaria de La Petaca, Nuevo León, pueblo famoso por sus brujas, y que desde los 10 años se inició en la brujería instruida por su abuelo y su madre, quien falleció en 2010 a los 180 años.

- ¿Ha oído el corrido de "La Cuerva de la Petaca"?

- Sí.

- Mi mamá era la cuerva.

- ¿La que se escondía en un pirul y se carcajeaba?

- Esa!!!

 

La mujer asegura que su abolengo le ha valido que algunos políticos de alto vuelo manden por ella para que los consulte o les haga limpias a domicilio.

"Otras veces me mandan sus fotografías, porque yo viendo sus fotos les puedo decir lo que les pasa".

- ¿A qué políticos se refiere?

- Personas de Arteaga, de Ramos Arizpe, de aquí también.

- ¿De qué partidos?

- De todos vienen pero más del PRI.

De repente en medio de la charla la mujer se levanta de su asiento, se despide con un ademán y hace jurar que su nombre no aparecerá en Semanario.

Es tanta la infl uencia que han ganado hechiceros y guías espirituales sobre el mundo de la política que, incluso, muchos de ellos presumen ser asesores de secretarios y directivos de dependencias gubernamentales y a menudo son consultados para asuntos que tienen que ver con la integración de equipos de trabajo efectivos, según revela una guía espiritual que tiene su ofi cina privada en algún rincón de la colonia Morelos.

"Me envían a su gente, 'hable con ellos, guíelos, véalos si son buenos elementos o no, deme su opinión`, para armar un equipo de trabajo que resulte."Vienen secretarios, asesores, me ha tocado atender a alcaldes, las lideresas son muy afectas a venir conmigo también, lideresas que han llegado a ser regidoras".

Era finales de 2009, las campañas para la elección de alcaldes en Coahuila estaban en pleno apogeo. El candidato Jericó Abramo, recorría a contrarreloj casa por casa las colonias de la ciudad. La apuesta era vencer a su rival más fuerte, el panista Oscar Mohamar.

Una de aquellas tardes el candidato, acompañado por un contingente de lideresas, llegó accidentalmente hasta la vivienda de un curandero al que llamaremos Juan. El hombre sorprendido tentó al candidato "si me das cinco minutos, te digo cómo te va a ir".

Acto seguido Juan encendió un cigarrillo y lo puso a los pies de una de las estatuas, un método de magia que el brujo utiliza para adivinar la suerte de quien se lo solicite. "Le dije `vas a ganar y te lo digo yo, vas a ganar'".

Pasadas las elecciones Juan dice que se encontró con Jericó, era ya el Alcalde de la ciudad. "Le digo `¿qué pasó, qué te dije?'. Muchos no quieren reconocerlo ante la opinión pública, pero en en el fondo creen, son santeros".

 

Ya son varios los que juran haber visto a algunos políticos notables de Coahuila, asistir a las ceremonias que tienen lugar en un centro fidencista localizado en una colonia al norponiente de Saltillo. Y así lo confi rma el líder espiritual de esta comunidad.

"Sí, llegan en busca de ayuda, de la protección

espiritual que el Niño les puede brindar, vienen para pedir que los proteja, que les ayude y que triunfen".

"Para el Niño quien venga es bienvenido, tenga o no tenga, pueda o no pueda, el Niño no ve condición social, sino corazones, ve gente necesitada, personas con necesidad, para él todos somos iguales".

Meses después, en 2010, invitado a una reunión con los comerciantes de la Canaco, a quienes ha realizado limpias en sus negocios, Juan cuenta que se encontró con el entonces gobernador Humberto Moreira, quien al final del evento lo abordó para hablar sobre esoterismo.

"Me preguntó qué era la Sante Muerte, qué eran los cultos, qué eran los rituales, qué hacíamos con eso, que cómo veía el año, los problemas. De hecho le comenté que se me hacía muy difícil que terminara su participación, dice `no, yo tengo muchos proyectos y los voy a cumplir', le digo `lo que pasa es que vienen planes mejores'", dice Juan en el patio de su casa y de frente a una figura de la Santa Muerte del Viento.

"Aunque estés arriba siempre necesitas el empujoncito" , alardea Juan sobre sus otras relaciones con el poder. Le sobran los nombres pero prefiere reservarlos.

- ¿Políticos?, no.

- Sí mamá, acuérdate que venía un tal Estebanito acompañado de una señora que era su chofer, para que le tiraras las cartas a Flores Tapia.

- Ah sí...

- Y acuérdate que le salió que lo iban a tumbar.

- Sí, en las cartas le salió y él estaba consciente de que tenía enemistades, que había personas que estaban encima de él, que no lo dejaban en paz.

- ¿Recuerdas qué te decía, mamá?

Doña Julia, una mujer que tiene 70 años ejerciendo la magia de todos colores y las artes adivinatorias, vuelve a escudriñar en su memoria ayudada por su hija.

- Creo que una vez me dijo que le hacían llamadas anónimas.

- Sí, ¿verdad?

- Era en el tiempo en que este Gobernador tenía más influencia.

El reportero entra en la conversación con doña Julia quien desde niña, y gracias a la mamá de su madrina, que le dejó por toda herencia el Libro Negro, aprendió los secretos de la brujería.

"Cuando se murió la mamá de mi madrina, dijo que el libro viejo era para mí, para que me mantuviera", divaga.

- ¿Qué deseaba Flores Tapia?

- Quería cosas para su estabilidad personal, traía muchos problemas.

- ¿Vino a su casa alguna vez?

- No, una o dos veces me llevó a platicar con él a Palacio de Gobierno.

- ¿De qué hablaban?

- Me preguntaba cosas.

- ¿Qué?

- Pos ya ni me acuerdo, yo le decía 'pos de qué quiere hablar conmigo`, de por sí que una es ignorante. - ¿Qué pasó después?

- Cundo se cayó ya no lo volví a ver ni a él ni a Estebanito.

- ¿Le llegó a hacer algún "trabajo?

- Sí, hice limpias para Flores Tapia.

 

 



Receta para ganar una elección a Gobernador

Qué se necesita:


1.- 12 cirios del número 14 

2.- Los cirios tienen que ser 6 morados y 6 negros
3.- Un pliego de papel de china blanco
4.- Una pluma roja, nueva 5.- Una gallina negra 6 .- Esencias de violeta, de tabaco y de sándalo

Preparación:

1.- Cortar el papel de china dándole forma de círculo

2.- Escribir con la pluma roja sobre el papel de china el deseo del candidato

3.- Poner en el suelo el papel de china en forma de círculo y alrededor los 12 cirios

4.- El "trabajo" debe estar en un lugar solitario y en el que no haya ruido, a fin de evitar interferencias
Procedimiento

1.- El "trabajo", se deberá realizar siete días antes de la elección para gobernador

2.- Durante este tiempo los 12 cirios deben estar prendidos de día y de noche.

3.- La ejecutante (curandera, hechicera, bruja o guía espiritual del político interesado), deberá rezar en su nombre, durante los siete días antes de la elección, y cada 12 horas, (de preferencia 12:00 del día y 12:00 de la noche), la oración del Anima de los Cuatro Vientos que dice así:

"Anima de los Cuatro Vientos caballo blanco, caballo negro Jesucristo bajó al mundo con su poder infi nito a San Marcos dominó
y así todas las difi cultades he de dominar yo
Glorioso Santo Tobías Por la pasión del Señor, lágrimas de María
concédeme este milagro antes de los 40 días"

4.- Rezar al final del rito tres Padres Nuestros y tres Aves Marías

La limpia

1.- El primer día del ritual, es decir, justo cuando falten siete días para las elecciones, la ejecutante deberá barrer al candidato con una gallina negra, dentro del círculo formado por los 12 cirios, sobre el papel de china

2.- Este ritual se hará a las 12;00 del mediodía, ni un minuto más ni un minuto menos, dado que es cuando los espíritus desencarnados escuchan las plegarias.

3.- El político tiene que vestir de blanco y estar descalzo durante la ceremonia

4.- En este ceremonia la ejecutante debe invocar a las siete potencias africanas: Obatalá, Elegguá, Changó, Oggún, Orunlá, Yemayá y Ochún, diciendo:

"Siete potencias que están alrededor del santo entre los santos, a vuestra fuerza y poder aclamo:

Elegguá, sé le propicio Ochún, ayúdale con tu gran poder
Obatalá, no le niegues tu auxilio
Yemayá, dale la luz en su fuerza, fortaleza en su espíritu y ayúdale a conseguir todo cuanto él se proponga.

Changó, ayúdame a cerrar la cadena del círculo para que todos los espíritus de la santería acudan a él y todo le sea propicio"

5.- Al final del rito el aspirante a Gobernador debe ser rociado con esencias de violeta, de tabaco y de sándalo.

6.- El día de las elecciones el candidato deberá entrar a su casilla de votación con el pie derecho y diciendo las palabras cabalísticas: Eje Schowa Asrem, que quiere decir "espíritu bienhechor acude a mi"

Observaciones:

1.- Si se caen los cirios para adentro del círculo, significa que las cosas van mal. Se debe retirar el trabajo y poner otro inmediatamente

2.- Si los cirios no se caen, quiere decir que saldrá triunfante

3.- Los expertos en magia y artes adivinatorias advierten que esta receta es 100 por ciento efectiva.




¿Dónde sucedió?