Coahuila- Saltillo

- Saltillo

Duermen con el enemigo: Violencia intrafamiliar en Coahuila

Según datos de la FGE, 80 por ciento de las mujeres que denuncian a sus parejas terminan otorgando el perdón

Por:  

lunes, 21 de febrero del 2011

  • FotoS: vanguardia-JUAN FRANCISCO VALDÉS/ARCHIVO

Saltillo.- El 80 por ciento de las mujeres que denuncian a sus parejas por maltrato físico o violencia intrafamiliar, en pocas horas regresan con sus victimarios, perdonando todo lo que sufrieron, sin importarles la gravedad de las lesiones o el riesgo de sufrir otro ataque.

Hugo César Frayre Ramos, coordinador del primer grupo de delitos con detenidos de la Fiscalía General del Estado (FGE), aseguró que en promedio cada semana ha recibido hasta 20 denuncias por petición familiar (lesiones golpes a la mujer).

En la mayoría de los casos, las afectadas llegan con lesiones muy visibles y acompañadas de sus hijos para solicitar la protección de las autoridades, donde en un principio se comprometen a interponer la denuncia hasta llegar a las últimas consecuencias. Cuando son requeridas para declaraciones, se arrepienten, terminan por reconciliarse con la pareja o esposo, donde firman el perdón o convenio, donde el responsable sólo se compromete a no molestarla.

Al cuestionarle si este delito es considerado como grave, César Frayre respondió que depende del estado de salud, es decir, si las heridas que presentó tardan en sanar un lapso menor a 15 días, son consideradas como leves.

Esto significa que el responsable sólo quedará bajo arresto por espacio de 48 horas, sin la necesidad de ingresarlo al penal, o seguir con la investigación o si el culpable es ingresado a un penal de manera inmediata, el juez le otorga la libertad.

Medidas desiguales

Al preguntarle qué medios de prueba requieren las leyes para consignar a un agresor, el funcionario respondió que las heridas tendrán que ser mayores a las que consideran como graves, que dejen secuelas o alguna cicatriz.

En este tipo de situaciones la obligación del Ministerio Público es canalizar a la víctima a un centro de ayuda psicológica.

Una de las instituciones que se encarga de brindar ayuda en estas situaciones, es el Centro de Atención a Víctimas y Cultura a la Prevención que forma parte de la Fiscalía General del Estado, que lleva dos años en funcionamiento.

Van muchas

Ricardo Turrubiates Vargas, director de dicha institución, señaló que los servicios que se brindan en este albergue-refugio, han sido solicitados con frecuencia.

Indicó que son atendidos psicológicamente tanto madres de familia como los pequeños, el tipo de actividades con la que se cuenta son programas circunstanciales, psicológicos donde a las mujeres se les proporcionan terapias donde elevan su autoestima.

También han llegado mujeres que sufren violencia psicológica, donde el hombre ha amenazado con quitarle a sus hijos o la pensión alimenticia; en este caso, a la institución le corresponde canalizarlos a dependencias con las que tienen firmados convenios.

Una de ellas es la Secretaría de Educación y Cultura (SEC). Si el menor está en riesgo de sufrir una sustracción o agresión, se solicitará que el alumno sea reubicado como una medida de seguridad.

Si la persona agredida requiere refugio, se le asignará una institución donde se le brindará tratamiento terapéutico.

Las víctimas no sólo reciben alojamiento, sino también alimentación, ayuda médica, psicológica, asesoría jurídica y capacitación para un empleo y desde su ingreso, especialistas empiezan a trabajar en la perspectiva de género y capacitación laboral para que se vuelvan independientes económicamente.

Al cuestionarle el tiempo que podría durar la terapia, el funcionario respondió que varía el tiempo de cinco a seis sesiones, pero existen pacientes que llevan hasta más de un año bajo tratamiento porque la pareja es muy agresiva.

El mismo paciente avisa cuándo dejará de acudir y cuándo se siente en total recuperación, sólo acuerda llamar si sufre otro problema muy similar.

Recordó que existe el caso de una mujer brutalmente golpeada por su marido, le dejó heridas que pusieron en peligro su vida, y la mantuvieron en su institución; al responsable lo consignaron al Reclusorio varonil, donde estuvo preso cerca de seis días.

Durante el tiempo que estuvo sola y a cargo de sus dos hijos, se vio envuelta en una deuda de 6 mil pesos a una mueblería, pero al no tener los recursos y con tal de no seguir pasando problemas económicos, acudió a otorgarle el perdón.

El responsable tomó represalias con la afectada, volvió a agredirla y la dejó en peores condiciones, y la víctima regresó a pedir ayuda.

Otro programa con el que cuenta la Dirección de Atención a Víctimas, es terapia de grupo dirigido al agresor, donde es sometido a estudio con tal de modificar su conducta y otro programa es terapia de pareja, para ver la relación que existe entre padres e hijos.

Si las heridas presentadas no tardan en sanar más de 15 días, son consideradas como leves.

 Hugo César Frayre Ramos, asegura que las agresiones a mujeres sólo se consignan cuando son de gravedad.

¿Dónde sucedió?