Coahuila- Saltillo

- Saltillo

colonia Isabel amalia piden un `freno' a choques

Autoridades no atienden punto conflictivo, donde ocurren sinnúmero de percances

Por:  

jueves, 02 de septiembre del 2010

  • Estampados.Además de las colisiones, también hay quejas de que los vehículos rozan con los muros de las casas en Pablo Ruiz Rivas y Fernando Proal. FOTOS: VANGUARDIA-MARCELA GUAJARDO

Saltillo, Coah.- La intersección de las calles Fernando Proal y Pablo Ruiz Rivas ha sido escenario de múltiples accidentes viales al ignorar la señal de Alto, por lo que los vecinos exigen a las autoridades y conductores atención al problema.

Hace ocho días dos camiones de pasajeros protagonizaron un accidente, donde resultaron heridas varias personas y a pesar de exigir reductores de velocidad, las autoridades no atacan el problema.

Y es que, quienes viven en la colonia Isabel Amalia sufren las peores consecuencias de esto porque los percances incluso han afectado las fachadas de sus domicilios. "Llegan y se estampan contra las casas nomás por no respetar el Alto, luego contra las bardas de las casas y muy apenas si nos pagan lo dañado", aseveró Fausto Contreras, vecino del sector.

Hacen caso omiso

La calle Pablo Ruiz Rivas se convierte en Fernando Proal justo en un cruce en forma de "y" a la altura de la calle Aeropuerto de Tampico.

Según la señalización, quienes transitan por Fernando Proal deben hacer alto total en la intersección; sin embargo, en la práctica hacen lo contrario.

La señal de Alto se encuentra a cuatro metros de altura en un poste de luz, pero para que quien transita por la calle, el tamaño no es suficiente.

"La verdad no se ve, uno viene conduciendo rápido y no nos detenemos a ver el Alto, está mal, pero es lo que todos hacemos", confesó Tereso Nieto.

Incluso se ha hecho petición de reductores de velocidad para terminar con ese problema, pero los vecinos no han sido escuchados por las autoridades.

En el percance ocurrido la semana pasada, donde un camión de la ruta 4A chocó contra un camión de transporte de Pemsa, hubo varios lesionados, pero los conductores se tardaron al menos dos horas para arreglar la situación, tiempo en el que algunos de los pasajeros afectados prefirieron irse a atender por sus propios medios. "En los 35 años que tengo viviendo aquí siempre ha sido el mismo problema, no respetan el Alto y vienen a chocar aquí, aunque pidamos topes ni nos hacen caso", explicó Adolfo García Cortés, vecino.

La velocidad a la que se transita por el sector, es de al menos 50 kilómetros por hora, la necesaria para provocar accidentes con lesionados. Pero el apoyo de la autoridad competente no llega.

¿Dónde sucedió?